El presidente de la Conmebol, el paraguayo Alejandro Domínguez, vio con buenos ojos la aparición de Chile como cuarta sede del Mundial 2030 junto con Argentina, Uruguay y Paraguay.

"La decisión de Chile le da fortaleza (a la candidatura) porque tener 32 equipos en un Mundial todavía es manejable para un país y sería más fácil en dos países, pero tener 48 países en una sola sede es complicado no sólo para un país sudamericano sino también para uno europeo", aseguró el dirigente en una rueda de prensa tras participar en Río de Janeiro en el 70 Congreso Ordinario de la Conmebol.

"También dicen que dos países europeos pretenden unirse e incluso se rumorea que intentan aliarse a uno africano para fortalecer una candidatura", afirmó el mandatario.

Argentina, Uruguay y Paraguay lanzaron la candidatura el 31 de agosto del 2017, en una primicia exclusiva adelantada por Télam, y ahora se sumaría el país trasandino.

Compartir

Comentarios