Lucila Crexell y Dalmacio Mera

Tras el penoso cambio de mando que el cristinismo le regaló al macrismo en 2015, los asesores de la comisión de Asuntos Constitucionales de la Cámara alta comenzarán a debatir un combo de propuestas para reordenar el procedimiento ante un eventual cambio de Gobierno.

Por Mariano Casal

Después del papelón que regaló el cristinismo al macrismo durante el traspaso presidencial de fines de 2015 -pocos exministros obviaron la orden K y fueron un poco más generosos con sus sucesores-, la comisión de Asuntos Constitucionales, que preside Dalmacio Mera (PJ-Catamarca) reactivará un tema que estuvo dormido después de esa penosa situación: una ley que ordene el procedimiento ante un eventual cambio de Gobierno.

La siesta sobre esta cuestión lleva varios años. Sin embargo, el clima electoral volvió a reflotar en algunos senadores y un puñado de proyectos será debatido, aunque sea, de manera tímida. Por caso, Lucila Crexell (Movimiento Popular Neuquino) presentó de nuevo una iniciativa que establece: “Una vez proclamadas las candidaturas presidenciales luego de las elecciones Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias, el jefe de Gabinete de Ministros deberá enviar a los candidatos un informe de gestión, incluyendo informes por cada uno de los ministerios, estado de las cuentas fiscales y proyecciones fiscales para el período en curso”.

El siguiente artículo deja en claro que “una vez proclamada la fórmula presidencial entrante, el Poder Ejecutivo de la Nación no podrá tomar decisiones de carácter administrativo o fiscal que comprometan a la futura gestión”, mientras que los “actos y decisiones” de esa “naturaleza” llevarán “consigo una nulidad insanable”.

Por otra parte, “a los cinco días de proclamada la nueva fórmula presidencial, se dispondrá una reunión entre el presidente saliente y el presidente entrante que favorezca el diálogo y la cooperación entre ambas administraciones”. Al día siguiente de ese convite “se constituirá el Consejo de Transición, que estará conformado por una Comisión de Gobierno en Ejercicio y una Comisión de Gobierno Electo”.

La primera comisión “estará encabezada por el jefe de Gabinete saliente y se integrará con los ministros salientes”, quienes estarán “obligados a colaborar e informar de la manera más detallada posible el estado de sus áreas de competencia”. En tanto, la segunda será integrada “por los ciudadanos que nombre el presidente entrante, en un número equivalente a los integrantes de la Comisión de Gobierno en Ejercicio, no pudiendo ser menor a seis”. Para las PASO, los organismos involucrados presentarán informes de gestión “cuya actualización sea como mínimo un mes antes de las mismas”, los cuales tendrán “carácter de Declaración Jurada y están disponibles ante cualquier requerimiento de los sujetos legitimados para hacerlo”. En esos documentos deberán estar la “estructura, organigrama de cargos, misiones y funciones del organismo; documentos oficiales sobre las medidas de política llevadas a cabo; informe financiero y administrativo del organismo, detallando las distintas áreas; informe de préstamos financieros en gestión, otorgados y solicitados; convenios interinstitucionales vigentes con detalle de ejecución y gestión; informe sobre las bases de datos que administre el organismo” y “programas, planes y proyectos llevados a cabo durante el Gobierno, en ejecución, en suspenso o a ser implementados por el organismo”.

También tendrán que aparecer informes “sobre recursos humanos y situación de los agentes; informe de las contrataciones, licitaciones, ventas o transacciones del organismo en curso o proyectadas para los próximos 12 meses, y el procedimiento utilizado; informe de bienes muebles e inmuebles del área conforme al inventario; descripción de los procesos judiciales en las que el organismo sea parte y que estén pendientes en los tribunales nacionales, provinciales o internacionales; listado de las resoluciones emitidas por el organismo, y de toda disposición normativa aplicable al mismo”; y la “cantidad de contratos, compromisos, acuerdos y convenios de cooperación firmados por área del organismo”.

La Comisión de Gobierno en Ejercicio deberá “entregarle a la Comisión de Gobierno Electo los informes” de gestión “antes de transcurrida la mitad del período de transición, a efectos de la elaboración del informe final de transición”. Este último “estará compuesto por un resumen ejecutivo elaborado por la Comisión de Gobierno Electo, respecto de toda la información recabada, los informes de gestión e informes complementarios”. Además, esta comisión dispondrá de 10 días hábiles “a partir de la asunción de las autoridades electas, para elevar el informe final de transición al Presidente Entrante, al Presidente Saliente, al Honorable Congreso de la Nación, a la Auditoría General de la Nación y a la autoridad responsable de la Comisión del Gobierno en Ejercicio”.

Compartir

Comentarios